Mensajes del Anillo de las Hadas para ti

Fachan - - Tarot el Anillo de las Hadas

Fachan

Fachan es un misterioso duende que sólo tiene un ojo, un brazo, una mano, una pierna, un dedo del pie y una sola oreja y todo ello alineado sobre y debajo el centro de su cuerpo, tiene un gorro de color rojo y suele llevar un garrote con clavos con el que ataca a cualquier umano que tenga la osadia de acercarse a su reino montañoso.

Detesta a todas las criaturas vivientes pero en especial a las aves pero esto es porque tiene envidia de ellas porque pueden volar.

La fisonomía de este duende nos recuerda a los chamanes celtas que para lanzar sus sortilegios se sostenían sobre una sola pierna y cerraban un ojo con el objetivo de que este mirase hacia los reinos interiores… y el hecho de apoyarse sobre una sola pierna simbolizaba no estar enteramente en una región o en otra. Mismamente los druidas toman esa misma posición cuando van a recolectar el muérdago sagrado con su haz de oro.

En el Tarot del Anillo de las Hadas es un personaje que pertenece a La Corte de Invierno y es la carta número 7.

El mensaje de las Hadas hoy para ti

Cuando aparece Fachan es un signo claro y evidente de que tienes la necesidad imperiosa de apartarte de una situación, de dar pasos hacia atrás si es necesario para poder contemplarla desde otra perspectiva y poder percibirla con mayor claridad, te invita a la introspección y sobre todo a la reflexión con la finalidad de que no tomes decisiones precipitadas.

Es posible que te convenga un retiro temporal del mundo, y planificar tus acciones desde la prudencia, el aislamiento, la meditación y por ende la iluminación interior.

¿Cómo puedes trabajar con el Fachan?

Usa la meditación para realizar un viaje con tu imaginación, simplemente relájate e imagínate a ti mismo-a en un paraje cenagoso envuelto en niebla y a tu alrededor solo silencio, un silencio fantasmal.

Sin embargo, delante de ti percibes un tenue movimiento entre los juncos y gracias a la tenue iluminación de un hilillo de luz solar te das cuenta de que frente a ti aparece un Fachan que te observa con atención. Cuando intentas acercarte a él, se aleja por la ciénaga parándose de vez en cuando para permitir que tú seas capaz de seguir su paso y lo alcances.

Después de un tiempo descubres maravillado que la bruma se ha disipado y ves en su lugar una isla encantada y ves al Fachan allí esperándote a la vera de dos árboles. Para entrar, deberás pronunciar el santo y seña, no pero no te preocupes, simplemente di lo primero que se te venga a la mente, verás como el Fachán se hará a un lado y te dejará pasar.

Al pasear por la isla verás los tocones de los árboles, las rocas y los propios árboles y todos tendrán señales para ti, anótalas bien porque todo lo que te digan tendrá un significado para ti.

Después de que hayas visto lo que tu necesitabas ver, muéstrale tu gratitud al Fachan antes de irte y permite que la escena se difumine a tu alrededor y vuelve a tu estado de conciencia de vigilia.

Escribe en un papel todo lo visto, sentido o percibido, todas las señales, no importa que no las entiendas o que no tengan sentido ahora, tal vez en un futuro si que tome forma y alcances a comprender el significado real que tenía para ti.

Alundain

Si te ha gustado por favor comparte en tus redes sociales o  suscríbete a mi canal de youtube.Muchas gracias.

Alundain en Google

Alundain en Facebook

Alundain en Youtube